Los ojos puestos en Cristo

TARDES RECREATIVAS EN PLAZA WADDINGTON
Diciembre 7, 2018
Seminario de Ciencias
Diciembre 17, 2018

He empezado a usar un app muy bueno que se llama ‘verse fighter’ y que ayuda a memorizar la palabra de Dios. ¡Es muy bueno! Estoy aprendiendo de memoria el capítulo de Juan 1 que está lleno de verdades profundas sobre Jesús. El Verbo (que después descubrimos es Jesús) fue con Dios del principio, por Él se crearon todas las cosas y también era Dios.

En el versículo 4 tenemos este versículo precioso. “En él estaba la vida, y la vida era la luz de la humanidad.” Jesús trae esa vida en abundancia que nada más en este mundo ofrece (10.10). Todas las cosas atractivas que este mundo como: sexo, poder y dinero no satisfacen como esa vida en Cristo, la cual ofrece una luz para ver el camino hacia Dios y en la persona de Jesús se ve como es Dios. Esta además, no puede ser apagada por la oscuridad. Entonces aunque sea rechazada por muchos sigue brillando.

¿Cual es nuestro rol como cristianos en la Iglesia Pablo Apóstol, en Valpo? Conocer bien a esa luz, la belleza de Jesús y como lo hizo Juan el Bautista ser testigos a otros de la vida maravillosa que tenemos en Cristo. Creo que eso ha sido nuestro objetivo primordial en los seis años desde que comenzó la iglesia IPA. Y aunque hay cambios en el liderazgo de la misma, y aún cuando hay nuevas personas y nuevos desafíos, la tarea sigue siendo la misma. Ser discípulos misioneros que testifican de la gran bondad que hemos encontrado en Jesús.

Unos, es cierto, no reconocerán a Cristo, otros no lo recibirán. Pero “a cuantos lo recibieron, a los que creen en su nombre, les dio el derecho de ser hijos de Dios.” (12). Si somos fieles compartiendo el evangelio del reino de Cristo con otros Dios permitiremos que algunos llegaran a ser sus hijos. ¡Y no hay nada más glorioso en este mundo que ser hijos del Dios viviente! El tener nuestra rebelión y nuestros pecados perdonados y tener vida abundante aquí en la tierra hoy y más allá en la vida eterna con Dios después, es realmente maravilloso.

Es mi deseo, que todos los de IPA puedan brillar la luz de Jesús, mostrar el camino hacia Dios por palabra y obra y transformar así la vida de este precioso puerto chileno.

Eso es lo que anhelamos nosotros, los Kirk, para el futuro de IPA.

¡A Dios sea la gloria!

IPA
IPA